Copa del Rey de baloncesto 2018

El Gran Canaria avanza con paso firme a costa del Fuenlabrada

El Gran Canaria, anfitrión de la Copa del Rey, se ha convertido en el tercer semifinalista del torneo./Ángel Medina G.
El Gran Canaria, anfitrión de la Copa del Rey, se ha convertido en el tercer semifinalista del torneo. / Ángel Medina G.

El equipo anfitrión se convierte en el tercer semifinalista del torneo del 'k.o'.

OLATZ ALONSO

El Herbalife Gran Canaria se ha hecho este viernes con el billete a la segunda semifinal de la Copa tras imponerse con firmeza al Montakit Fuenlabrada en la segunda mitad del duelo. El conjunto de Luis Casimiro dio así un paso más en su afán de romper la maldición del anfitrión y de volver a pelear por el título en la gran final, como ya hiciera hace dos temporadas frente al Real Madrid. Los canarios terminaron con el periplo copero del equipo revelación, el Fuenlabrada de Néstor ‘Che’ García, que plantó cara a su oponente en la primera mitad del partido, pero que no pudo aguantar el ritmo del Herbalife.

Los canarios han revalidado su candidatura a formar parte de los equipos referentes del panorama estatal y regresan a las semifinales del torneo del ‘k.o.’ con un recital ofensivo, en un duelo de gran anotación por parte de ambos contendientes. El marcador al descanso (58-52) se ganó el honor de ser el cuarto más abultado (110 puntos combinados) de la historia del torneo. Los 107 puntos de los canarios suponen la tercera mayor anotación sin prórroga en un partido de Copa, además de superar el propio tope del club, (83 en los cuartos de final de 2016 ante el Valencia Basket). Una muestra de la calidad ofensiva de la escuadra dirigida por Casimiro, con uno de los mejores ataques de la Liga ACB.

107 Gran Canaria

Mekel (9), Brussino (4), Rabaseda (2), Balvin (18), Pasecniks (9) -quinteto inicial- Oliver (12), Eriksson (6), Báez (6), Seeley (8), Radicevic (15), Aguilar (18) y Fischer (-).

92 Fuenlabrada

Olaseni (11); Cruz (20), Eyenga (16), Vargas (10) y Smits (8) -quinteto inicial- O'Learey (11), Rupnik (11), Llorca (2), Ehigiator (-), González (-) y Llorente (-).

parciales.
25-27, 33-25 (58-52 al descanso), 21-15 y 28-25.
árbitros.
Juan Carlos García González, Emilio Pérez Pizarro y Jordi Aliaga. Sin eliminados.
incidencias.
Unos 9.172 espectadores acudieron hoy al encuentro correspondiente al tercer partido de los cuartos de final de la Copa del Rey 2018, que se celebra en el Gran Canaria Arena, de Las Palmas de Gran Canaria.

A favor de los anfitriones juega tener una plantilla larga, que asegura una rotación solvente y en la que este viernes han destacado Balvin (18 puntos, 5 rebotes y 25 de valoración) y Aguilar (otros 18 puntos y 21 de valoración). A los que hay que sumar la veteranía de Oliver, los exteriores Seeley y Eriksson y el oficio de Báez bajo los aros.

Aun así, el Montakit Fuenlabrada no se lo puso fácil en los primeros veinte minutos, a pesar de no poder contar con su pilar, Popovic, y Sekulic. El acierto de Cruz (22 puntos) y Eyenga (16), no fueron suficientes para compensar el arreón ofensivo del Herbalife tras el paso por vestuarios.

Implacables

Los madrileños tomaron la iniciativa el inicio del encuentro, aumentando poco a poco la diferencia con su oponente, que Rupnik se encargó de colocar en 10 puntos con dos triples consecutivos (14-24, m.8). Aunque Aguilar y Radicevic recortaron distancias, el partido mantuvo el mismo ritmo, con más ataque que defensa. El base serbio igualó el marcador a 30, pero los de Néstor García reaccionaron a través del juego interior de Eyenga y el lanzamiento desde el perímetro de Smits, pero Balvin comenzó a imponerse en la pintura para llevar a los canarios arriba al descanso (58-52).

La tónica anotadora de ambos equipos se mantuvo tras el paso por los vestuarios, con Rabaseda y Pasecnicks poniendo tierra de por medio, hasta que un triple de Seeley, a tres minutos para concluir el tercer cuarto, puso la diferencia en 12 puntos (73-61). El Fuenlabrada siguió intentando reducir la herida a través de O’Leary y Eyenga, pero a cada arreón madrileño respondían los canarios. A seis minutos para la conclusión, los isleños dominaban 15 arriba (88-73).

Las esperanzas del Fuenlabrada recibieron un nuevo empujón de la mano de Vargas y un parcial de 3-12 que recortaba distancias. Aguilar se encargó de sentenciar el encuentro y poner fin al sueño madrileño con dos nuevos triples.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos