El Correo
Baskonia

BASKONIA

Causeur, baloncesto en las venas

vídeo

Causeur, junto a una de sus primeras fotos relacionadas con el baloncesto. / Euroliga

  • El capitán baskonista repasa su vida unida al baloncesto desde su más tierna infancia

Pocos jugadores tienen más sangre de baloncesto corriendo por sus venas que Fabien Causeur, el capitán del Laboral Kutxa. Así comienza el vídeo en el que el jugador baskonista detalla a través de varias fotografías antiguas su carrera baloncestística que arrancó en su más tierna infancia, prendido por una herencia familiar que se perpetúa durante generaciones.

Y es que el baloncesto a los Causeur les viene de familia. En el vídeo, grabado por la Euroliga, el jugador francés remonta a su abuelo la pasión por el deporte de la canasta, quien fue el entrenador de su tío y de su padre, asegura Fabien entre sonrisas. Sin embargo, el baloncesto es su familia «es algo natural» y no solo cosa de hombres, ya que dos hermanas suyas también practican este deporte. «Toda la familia juega al baloncesto», indica el jugador de Brest.

El escolta azulgrana muestra varias fotografías a lo largo del vídeo para repasar su dilatada carrera en el mundo del baloncesto. En una de las primeras fotos aparece el jugador del Baskonia «con 6 o 7 años», indica el propio jugador, en la que era su «segunda o tercera temporada», justo cuando quedó «atrapado» por el baloncesto, ya que su primer año fue solo «correr arriba y abajo», reconoce el bretón.

El capitán baskonista creció en Brest «siempre con el balón entre las manos» y con el número cinco en su camiseta, como revelan las fotografías y el propio jugador. La última de las instantáneas que muestra el azulgrana es una foto «especial» junto «a uno de sus ídolos», el jugador internacional francés Jim Bilba, que visitó un torneo que disputaba un jovencísimo Causeur. Más adelante, el de Brest y el mítico pívot francés coincidieron durante tres años (2009-2012) en el Cholet, equipo en el que Bilba fue el entrenador asistente y Causeur jugó tres temporadas antes de fichar por el Baskonia en 2012. El resto, es historia azulgrana.