El Correo
Baskonia

Dimos en el blanco

Ferraz deja viajar a Génova aunque arda Roma. Obligar a todos los diputados socialistas a ser Pilatos parece que conllevará un verdadero cristo. Mientras tanto, siguen avanzando los multitudinarios juicios por corrupción donde, supuestamente, queda claro que se llevaron todo, hasta la memoria. Y buena cabeza debía tener el Baskonia en Madrid para que los blancos no nos hicieran de sus locuras.

Soñada primera

Más gente en la plantilla del Madrid que en las gradas. De salida les hicimos un 7 y Ayón otro a los nuestros. Shengelia parecía un sastre haciendo trajes, día de biblioteca con gran lectura de Larkin, juego coral sin cantes y cura de humildad inicial a un Real de mentira. Voigtman parecía italiano, Blazic americano y el equipo, marciano. Gran arbitraje, bendito acierto, soñada primera parte y cura de humildad para un Madrid indolente.

De dios padre

Los madrileños recuperaron la vergüenza en vestuarios y buena parte de la desventaja. Llul vino, Ayón ya estaba y el joven Doncic era un tipo maduro que complicaba las cosas a los verdes a pesar de Hanga. Muy bien los cambios en la salida de sus tiradores, nuestro alemán en ambos aros y el balón para todos. Igualdad para llegar a un final perdido de Llull, con un Adam de paraíso y un Blazic celestial que nos hizo sumar una victoria de dios padre y muy señor mío.

Final

Ayer dimos en el blanco cuando más falta nos hacía y dejamos, durante muchas fases del partido, al equipo blanco colorado. Aportaron muchos, creyeron todos y si a eso le añades puntería, te pasas a cualquier equipo por el Foro.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate