El Correo
Baskonia

Copa del rey

El Baskonia libera la tensión del debut

  • Más enérgico, el anfitrión accede a las semifinales después de agarrarse a Larkin en el cuarto final para conservar ventajas y quebrar la resistencia tinerfeña

Primer objetivo cumplido, la meta mínima para ahorrarse dramas y desilusiones. Con nervios y tensión después de emplearse a fondo para tumbar a un oponente de una capacidad combativa encomiable, pero conectado a la Copa del Rey en un Buesa Arena que mantiene intacta la esperanza de un título. El Baskonia ya está en semifinales, el espacio en el que debe estar, el mismo que le imponían los pronósticos por potencial e historial. Atrás queda el Iberostar Tenerife, ordenado y trabajador como pocos, sacrificado y capaz de aferrarse al resquicio por mínimo que sea para mantenerse en el partido. Siempre dispuesto a deshacerse a cada acometida vitoriana, pero finalmente rendido.

La Copa es un torneo de emociones instantáneas y extremas. El conjunto azulgrana liberó la tensión del debut y sobrellevó el peso del favoritismo para obtener un triunfo que sabe a calma hasta la tormenta que le espera en semifinales. Mientras, los hombres de Vidorreta se ven obligados a tomar el vuelo de vuelta a casa. El anhelo de la sorpresa hecha añicos en la jornada inaugural. El pobre masca la rabia y el opulento libera tensiones y da un profundo suspiro de tranquilidad.

La Copa y su reverso amargo para los tinerfeños, rendidos a la nobleza de un Baskonia efectivo en el capítulo inicial de uno de los momentos cumbre de la temporada. El plantel azulgrana sigue su camino hacia la cima con primer aspirante a MVP, Shane Larkin. El estadounidense dejó a un lado el esguince de tobillo para liderar a un equipo más conectado, tenso e impreciso por momentos, pero con un nivel de energía superior al desplegado en los últimos choques. Era obligado un punto y aparte a un último mes de sinsabores y el examen concluyó con nota aceptable.

Nadie enmarca un primer partido copero, pero es el escalón inicial hacia la gloria, el mismo que casi se olvida cuando toca sumergirse en la siguiente etapa. Se controlaron los nervios y quedó en la taquilla cualquier rescoldo de negatividad, justo lo que pedía un Sito Alonso que esgrime el optimismo y el pensamiento positivo en tiempos de marejada. El plantel vitoriano trató de salir a morder, un tanto más fiero que en fechas precedentes, aunque se topó con un oponente para nada acomplejado por la magnitud del acontecimiento ni la fortaleza del anfitrión.

Suficiente equilibrio

Al final, el Baskonia encontró el equilibro adecuado para no quedarse a expensas del acierto de manera exclusiva. Larkin fue el látigo castigador que salvaguardó las ventajas en el último cuarto, pero los vitorianos también supieron impulsarse en los cuartos previos a través del trabajo subterráneo de Kim Tillie e Ilimane Diop, los chispazos de Chase Budinger y la efervescencia de Rodrigue Beaubois. Eso sí, no hubo opción al paseo o la distención frente a un Iberostar Tenerife tenaz, pletórico de fe y orden en las facetas más crudas del juego, pero que naufragó en el arte mayor de este deporte, anotar. Toda la temperatura que los canarios fueron capaces de generar en disciplinas como la defensa o el rebote ofensivo terminó cayendo hasta la congelación ante lo paupérrimo de su carta de tiro triple. Un escaso 7 de 33 desde más allá del arco (21 %) cercenó todos sus intentos de tomar la alternativa en el marcador.

Primordial para mantener la pujanza ofensiva, la puntería desde más allá de 6,75 sonrió a un Baskonia de nuevo perimetral, pero también con paciencia y criterio para encontrar tiros liberados hasta firmar un pletórico 11 de 24 (46 %). El plantel insular fue casi siempre un rival agazapado dispuesto a saltar a la yugular, pero también trastabillado en sus intentos debido a la noche negra de sus baterías triplistas.

La figura

Y para alejar temores a un fiasco dramático en la sesión inaugural copera, el Baskonia contó con un seguro de vida de primer orden en la persona de Larkin. Tras comandar en la dirección durante tres cuartos de partido, el base de Cincinnati mutó en un anotador total en la entrega final, a cuyo arranque había llegado en ventaja con un 61-55. Cuando los problemas asomaban con la cuarta falta de Hanga y el acercamiento tinerfeño tras una canasta de Bogris (65-59, minuto 33), se sacó de la manga una penetración acrobática coronada con un 2+1 y una puñalada doble que reabrió la brecha (70-59, minuto 34). Cuando dos canastas consecutivas de Abromaitis y un triple de Grigonis daban forma a una nueva oleada insular (70-63, minuto 35), Larkin volvió a acudir al rescate, apoyado esta vez por Beaubois para devolver el color al Baskonia con un 80-68 a tres minutos del cierre.

El duelo aún guardaría un último susto para los azulgranas, con un parcial de 0-6 que situaba el marcador en un 83-77 con un minuto y 21 segundos por consumir. Fue un nuevo acercamiento que pudo sembrar la inquietud, disipada por Hanga desde la línea de tiros libres en un Buesa Arena convertido en una fiesta, jubiloso después de contemplar un ejercicio de efectividad de un equipo que ayer dejó a un lado las dudas de los últimos tiempos para recuperar la seriedad. Sin apagones graves aunque también con algunas lagunas y jugadores como Laprovittola o Voigtmann un tanto tensos en su puesta de largo copera.

El torneo sigue abierto para los locales. El triunfo ante el Iberostar permitió soltar los nervios para saltar las trampas de cuartos de final. La semifinal queda servida para mañana con el Baskonia plenamente sumergido en la atmósfera copera. El sueño de la séptima sigue vivo.

Directo

FINAL: BASKONIA 90-IBEROSTAR TENERIFE 81. El Baskonia es el primer semifinalista de la Copa del Rey guiado por un gran Larkin (26 puntos).

Final: 90-81.

Esperan el Real Madrid o el Andorra.

El Baskonia es el primer semifinalista.

Finaaal: 90-81.

Y el segundo. 90-81.

Anota el primero Larkin. 89-81.

El Baskonia a la semifinal!!!!

Otra personal sobre Larkin.

10 segundos para el final del partido.

Va a ganar el Baskonia!!!

Falla el pase el Iberostar.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate