El Correo
Baskonia

fenerbahce - baskonia

Un impulso formidable

fotogalería

El alero estadounidense del Baskonia, Chase Budinger lucha por el balón con Jan Vesely. / EFE

  • El Baskonia se endurece desde la resistencia para hacer saltar el asedio del Fenerbahce

Resistir también es un camino adecuado para ganar. De hecho, quizás sea el único cuando se trata de doblegar a uno de los grandes aspirantes al trono europeo, parapetado en una cancha de altas murallas como el Ulker Sports Arena. De esta fortaleza salió ayer triunfal el Baskonia, con el rostro magullado y exprimido hasta la última gota de esfuerzo, pero vencedor en un pulso vibrante con el Fenerbahce. En el día en el que Zeljko Obradovic cumplía 57 años, el conjunto azulgrana terminó por soplar la vela final que dejó a oscuras al conjunto estambulí.

Un rebote defensivo de Rodrigue Beaubois, casi aupado hacia el balón por el resto de sus compañeros en cancha después de un triple malogrado de Anthony Bennett para forzar la prórroga a seis segundos del cierre, fue la acción decisiva que culminó una auténtica oda a la resistencia. El Baskonia volvió a endurecerse con una forja de acero sólido lejos del Buesa Arena para atrapar un triunfo que supone un impulso formidable en su carrera por asentarse en los puestos de ‘play off’. Fue la defensa postrera en la que Adam Hanga sostuvo la mirada de Bogdan Bogdanovic para terminar por sumir en las dudas al principal artillero del encuentro. Sin opción de tiro, el serbio remitió un envío desesperado a Bennett, que ensayó un triple frontal errado. En la pelea por el último balón, las manos de Beaubois aseguraron un rebote que acababa con la incertidumbre y la angustia de los minutos finales.

El Fenerbahce fallaba en el asalto decisivo para forzar la rendición de un Baskonia con más vidas que un felino, capaz de rehacerse una y otra vez en una cancha hostil. Los azulgranas no dejaron pasar la oportunidad de buscar la sorpresa ante un rival quizás más abordable debido a las bajas de Ekpe Udoh y Kostas Sloukas, pero que mantiene un arsenal excelente. El mismo Baskonia que tantas veces a lo largo de la temporada ha dudado en las grandes batallas continentales a domicilio debido a sus grietas defensivas fue ayer un puño de solidez, impermeable a sus problemas para hablar en plural en ataque, agudizados a medida que se acercaba el desenlace.

Sudor y virtuosismo

En realidad, después del triple de Kim Tillie que colocó el 60-70 a falta de cinco minutos para el cierre, el Baskonia se convirtió en un monólogo ofensivo protagonizado por Shane Larkin y Rodrigue Beaubois. A medida que la propuesta ofensiva era más previsible, aumentaban el rigor y la abnegación de la conjura colectiva atrás. El Fenerbahce intensificó su asedio pero sin terminar de encontrar una grieta clara en un rival que logró equilibrar el reparto de sudor y virtuosismo para salir vivo de la cancha otomana.

Para llegar a la recta de llegada con opciones, el plantel vitoriano dejó varios hitos en el trayecto de un encuentro denso en el que, durante muchos minutos, se estrechó la distancia de separación entre protagonistas principales y secundarios. El Baskonia no comenzó a enseñar los dientes hasta encontrar en Jaka Blazic una respuesta al acierto inicial de Bogdanovic.

El esloveno permitió equilibrar las fuerzas en un primer cuarto que había arrancado con un 9-4 para los turcos aunque pagó el precio de cometer su tercera falta personal demasiado temprano. De vuelta al banquillo, Rafa Luz tomaría el testigo para cerrar la primera entrega con un 18-19 y dar paso a la eclosión de Shane Larkin, con 11 puntos en un segundo cuarto en el que tuvo a Adam Hanga como principal alternativa artillera y una constancia colectiva a la hora de batirse el cobre, con un dominio abismal en el rebote respecto a un Fenerbahce estrellado una y otra vez contra su falta de puntería exterior.

El alero húngaro coronó con un triple el parcial de 0-9 que mandó a los vitorianos al descanso con un 35-43. La distancia se amplió con cinco puntos más en el descorche del tercer cuarto, que dieron la máxima ventaja a los visitantes (35-47, minuto 22). Tenía que llegar la reacción del Fenerbahce y la respuesta fue rotunda. La jerarquía de Bogdanovic impuso su ley, espoleado también por las dotes de francotirador triplista de Mahmutoglu.

Los azulgranas perdían fuelle ante la oleada otomana, que suturó brechas hasta situarse casi a la par (55-56, minuto 29). Con serios problemas para encontrar su espacio en el poste bajo, Shengelia se sacó de la chistera un triple, seguido de dos tiros libres de Budinger que eran una auténtica bocanada de oxígeno (55-61, minuto 30). El Baskonia recuperaba el pulso y se zambullía en el cuarto final de la mano de un Rafa Luz otra vez resolutivo. El brasileño se erigió en la fuerza del nuevo impulso que permitiría a los vitorianos elevarse una vez más para después controlar cualquier síntoma de caída precipitada. Cómodos e irreductibles en la trinchera.

Directo

FENERBAHCE 74 - 79 BASKONIA

Nosotros nos despedimos aquí. Gracias por habernos acompañado una tarde más. Saludos!! Agur!!!

Aunque el máximo anotador ha sido un enorme Bogdanovic, con 26 puntos en su haber.

19 puntos sumados por Shane Larkin, 10 por un Rafa Luz muy destacado hoy, dando también 4 asistencias.

14 victorias, 11 derrotas. Baskonia se afianza en zona play-off.

Vuelven a ganar los baskonistas lejos del Buesa, y eso también es una gran noticia, viendo la trayectoria en esta segunda vuelta de Euroliga.

Un triunfo que es, además, un paso adelante muy importante hacia la clasificación para el play-off.

Vuelven a derrotar los de Sito Alonso al conjunto turco, en un partidazo pleno de intensidad y de emoción hasta el final.

FENERBAHCE 74 - 79 BASKONIA

VICTORIA DE BASKONIA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

FINAL DEL PARTIDO!!!!!!!!!!

Beaubois en la contra... falla!!!! Pero palmea Tillie!!!!!!!!!!!!!!

No va el triple de Fenerbahce!!!!!

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate