El Correo
Baskonia

No en mi casa

Tillie y Blazic celebran un triunfo este campaña.
Tillie y Blazic celebran un triunfo este campaña. / Aykut Akici
  • La eliminatoria se traslada al Buesa donde el CSKA ha perdido en sus dos últimas visitas, pero donde el Baskonia no gana un partido de Euroliga desde mediados de marzo

La eliminatoria por una plaza en los 'play off' se traslada este martes al Buesa, después de que el Baskonia tocara con la punta de los dedos la hazaña en Moscú. Los azulgranas pusieron contra las cuerdas al campeón de Europa, aunque la victoria se quedó en tierras rusas. Aún con el susto en el cuerpo, los moscovitas tendrán otro examen de nivel, esta vez en el bastión baskonista, lugar idóneo para que el conjunto vitoriano se reponga del doloroso 2-0 recibido en el Megasport Arena.

La serie llega al pabellón de Zurbano, con un duelo a vida o muerte para el Baskonia. Sin margen para el error —una derrota supone el fin de la temporada europea—, y con el orgullo y la fe intactos llega el turno del Buesa Arena, donde la estadistica arroja datos dispares. Desde la creación de la Euroliga en 2001, el conjunto azulgrana ha disputado un total de 187 partidos al calor de su afición, de los que ha ganado el 74% de esos encuentros como local.

Donde han caído los grandes

Ese fortín en el que se convierte el Buesa Arena ha sido testigo esta temporada de grandes partidos, de victorias de prestigio y de sufridas derrotas, pero es la cancha en la que muchos de los grandes equipos de la competición han caído derrotados. De ellos, cuatro de los equipos que están compitiendo por un puesto en la Final Four, como son Fenerbahce, Efes, Darussafaka y el propio CSKA de Moscú. También otras grandes escuadras como Galatasaray, Unics Kazan, Maccabi o Barcelona, han sucumbido al carácter Baskonia.

Aunque en el último mes el calor del Buesa no ha sido suficiente para llevar al equipo a la victoria —ya que ha caído ante el Panathinaikos (63 - 72) y ante el Zalgiris (79 - 84) en los dos últimos encuentros en casa—, el anterior triunfo europeo del Baskonia en Vitoria fue, precisamente, ante el CSKA, equipo que ha caído en las dos últimas visitas al Buesa.

En la última de ellas, el 17 de marzo, el partido acabó con una canasta de Larkin que dio la victoria por la mínima al Baskonia (79-78) y que llevó al delirio a la hinchada baskonista. La anterior, en enero de 2016, el equipo de Vitoria venció por 81-71 en un partido del Top 16 en el que brilló el griego Ioannis Bourousis con 30 de valoración.

Con estos precedentes, el Baskonia y su hinchada se confabulan para hacer del pabellón vitoriano un infierno azulgrana en el que la victoria se quede en casa y el equipo remonte la serie.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate