Baskonia

Prigioni: «Tenemos muchísimo que mejorar, los jugadores tienen que desbloquearse»

Prigioni, durante el encuentro en el Buesa Arena. /Igor Aizpuru
Prigioni, durante el encuentro en el Buesa Arena. / Igor Aizpuru

«Hay mucho tema psicológico, he visto un equipo que está bloqueado y eso limita el rendimiento individual y colectivo», dice el técnico baskonista

IÑIGO MIÑÓN

«He visto un equipo que viene de cuatro derrotas seguidas, está bloqueado y tiene el culo apretado porque tiene que ganar». Pablo Prigioni es consciente de que el Baskonia «tiene muchísimo que mejorar», pero cree que gran parte de esa necesaria progresión reside en el factor psicológico. «Hay mucho tema mental. No es que haya que cambiar muchas cosas, los jugadores tienen que desbloquearse. Ha sido el mensaje del descanso, liberen la cabeza, son diez veces mejores de lo que estamos enseñando», explicó el entrenador argentino tras la sufrida victoria en el derbi.

Noticia relacionada

«Cuando estás bloqueado de cabeza te limita el rendimiento individual y colectivo, así que a ver si con este triunfo podemos relajarnos y ver que los jugadores disfrutan en la pista», precisó el técnico azulgrana. Ayer nadie disfrutó en el Buesa. «Tanto el club como los aficionados esperan que el equipo juegue mucho mejor». Una imagen impropia del Baskonia, sobre todo en una pésima primera mitad. «Volvimos a empezar muy dormidos, parece que necesitamos vernos en una situación complicada para empezar a jugar con más convicción y estar más duros en defensa. El equipo en la segunda apretó mucho más. Con errores, pero mostró orgullo y levantó un partido que se había puesto muy difícil».

«Un problema defensivo»

Pero no se pueden reducir a la cabeza los males de este Baskonia. «Está claro que hay un problema defensivo», admitió Prigioni. «Nos agarran muchísimos rebotes de ataque, es el punto en el que más estamos sufriendo». Ayer la diferencia fue abismal en la primera mitad (10-24). «Apostamos a una defensa de muchos cambios y todavía nos cuesta dominar el rebote cambiando tanto. Tenemos que ajustar eso, pero yo no estoy haciendo nada distinto a lo que hacen muchos equipos en Europa. Es la defensa que se va a ver en el futuro y ya se está viendo en muchos equipos de Euroliga. Cuando cambias y eres capaz de defender uno por uno, eso te convierte en un equipo sólido. Hoy no lo somos, pero estoy convencido de que de esta manera podemos llegar a serlo».

Ayer, además, se sumó un paupérrimo porcentaje inicial en el lanzamiento triple (1 de 13 en el primer cuarto). «La mayoría fueron tiros abiertos. En el baloncesto moderno hay muchos equipos que quieren tirar más triples que de dos porque si tienes un porcentaje por encima del 35% te asegura que metes muchos puntos», argumentó el argentino. La otra cara de la moneda, quedarse en el 27% final que el Baskonia firmó ayer, genera problemas.

El caso es que el conjunto azulgrana «tiene que jugar diez veces mejor» de lo que lo está haciendo, pero parece en punto muerto, sin una dirección clara hacia donde enfocar su necesaria evolución. «Por momentos vemos cosas, pero también muchos fallos que no somos capaces de resolver. Como el rebote. Estamos haciendo mucho hincapié, pero no estamos consiguiendo mejorar», concluyó Prigioni.

Fisac, «bastante cabreado»

Tampoco Porfi Fisac salió contento del Buesa Arena, donde el Gipuzkoa Basket perdió una victoria que acarició durante muchos minutos. «En líneas generales estoy bastante cabreado porque creo que a veces el baloncesto es injusto y para mí mi equipo se ha merecido ganar más que el contrario», subrayó el entrenador del conjunto donostiarra. «Un cambio de ellos en defensa y el número de faltas que nos hemos llevado nos han ido ralentizando en el trabajo defensivo», explicó el técnico visitante, que considera «normal» la reacción del Baskonia en el tercer cuarto, cuando «han ajustado el trabajo defensivo»

Fotos

Vídeos