Del dúo interior del doblete azulgrana al milagro del santo

Historias cruzadas. Tomasevic y Oberto volaron de Vitoria a Valencia y el 2+1 del asistente San Emeterio perdura contra la amnesia

Ángel Resa
ÁNGEL RESA

Hay movimientos que sorprenden, como cuando el vientre de la Tierra se queja y provoca fenómenos inesperados. Quizá no cabe aplicar tal componente de sorpresa mayúscula a las marchas en el verano de 2002 -veinte años hace ya de aquello- de Fabricio Oberto y Dejan Tomasevic desde Vitoria hasta Valencia. Pero tampoco conviene despreciar el trasva

logo-correo-on2.svg
Este contenido es exclusivo para suscriptores