El Correo
Baskonia

laboral kutxa

Hansbrough cierra el perímetro del Baskonia

directo

Hansbrough, con la camiseta del Gran Canaria la campaña pasada, defendido por Navarro y Lampe / EFE

  • El Laboral Kutxa hace oficial el fichaje del jugador que llega hoy a Vitoria para pasar el pertinente reconocimiento médico

Laboral Kutxa Baskonia se ha hecho con los servicios de Ben Hansbrough hasta final de la presente temporada. El escolta de 1.91 metros de altura y 27 años de edad acaba de aterrizar en España y pone rumbo hacia Vitoria para pasar este mismo lunes el pertinente reconocimiento médico antes de ser presentado como nuevo jugador baskonista.

Y decían que el Baskonia se quería desamericanizar. La verdad es que con la salida de Orlando Johnson (vino el esloveno Vujacic) y la llegada de Begic (apuntando al adiós de Hamilton, del que aún no nada se sabe) algunos vieron un cambio de rumbo sobre la plantilla de orígenes baloncestísticos estadounidenses que tanto le gustan a Marco Crespi hacia la escuela balcánica, más habitual en Zurbano. Se marchó -lo marcharon- al transalpino. Las riendas quedaron en manos del vitoriano Ibon Navarro, que devolvió a la primera fila al francés Causeur y, olvidada su lesión, cuenta con el mejor Shengelia. Y vueltas que da la vida, el mercado dejó a los azulgrana sin el base titular de las últimas temporadas y joven valor en alza del basket europeo. A empezar de nuevo. Otra vuelta de tuerca -o de turcos- que pescan con la volanta del dinero a espuertas en los caladeros esquilmados de un Querejeta al que no queda más remedió que mirar a África. El Baskonia se quiere desamericanizar y el desamericanizador que lo desamericanice buen desamericanizador será. ¿Qué no lo entiende? Tranquilo, es un mal extendido. La realidad, solo Cotonou la sabe. Y es que sin pasaportes 'alquilados', el conjunto que presenta el Laboral Kutxa en cancha sería inviable.

Ex del Granca

Y en este delirio de idas y venidas, de partidos memorables en Grecia, bochornosas desconexiones murcianas y palizas hispalenses, la última incorporación viene otra vez, como no, de la tierra prometida. Otro estadounidense. Es Hansbrough, Ben Hansbrough. Sí, el escolta que el año pasado en las filas del Gran Canaria se estreno en ACB precisamente contra el Laboral Kutxa. 15 puntos (pese a un pésimo 1 de 6 en tiros de dos) 4 rebotes (mide 1,91) y 5 asitencias. Olé, ole y olé. Por si había dudas de lo que aporta es chico de Missouri muy del estilo Navarro. No drafteado tras la universidad y con carrera forjada en Europa. En su caso en el Bayern München al que llegó desde la famosa Notre Dame. De ahí una escapadita a Eslovenia para disputar cuatro partidos. Espantada, vuelta a USA y contrato con unos Pacers en plena transformación de la franquicia hacia las glorias pretéritas. Allí estaba ya su hermano Tyler. Hoy en Toronto. No confundan a ambos deportistas.

Por cierto, en el partido de vuelta Granca-Baskonia de la temporada pasada, Hansbrough se fue a los 18 puntos con 4 de 6 en triples. Muñeca no le falta. En la temporada promedió 11 puntos por partido. Así no es de extrañar que su nombre ya se barajara como sustito de Johnson antes de optar por Sasha Vujacic, que ahora queda en situación complicada.

Ah, para lo de Vujacic habrá que esperar a mañana, que acaba contrato. Es posible, como afirma Rafa Muntión, que mientras se tramitan los pertinente pasaportes de pega, el esloveno tenga que seguir en la plantilla. Mal está el mundo cuando la mano del que pide luce dos anillos NBA.