igor martín

Baskonia

Peñarroya: «Henry viene para sumar, no para ser imprescindible desde el minuto uno»

El técnico catalán remarca que el estadounidense ha llegado «en forma» y advierte al equipo: «Si vamos de subidón, mañana el Asvel nos va a poner en nuestro sitio»

Iván Benito
IVÁN BENITO

Con una sonrisa menos amplia que con la que abandonó el domingo la sala de prensa pero igual de representativa ha comparecido este jueves Joan Peñarroya ante los medios. Tras la soberbia victoria ante el Real Madrid, era momento de mostrar sus sensaciones ante la llegada de Pierriá Henry. «Ha llegado bien de forma, estará mejor de aquí a un par de semanas pero ha llegado bien y ya es uno más».

No uno cualquiera para la afición. «Dejó huella y me parece fantástico que la gente se ilusione con un jugador que para nosotros tiene que ser importante». Pero el técnico prefiere rebajar las expectativas iniciales y despojarle la presión de tener un rol de líder. «Viene para sumar, no para salvar nada ni ser imprescindible desde el minuto uno». Su función desde la pista estas primeras semanas será «intentar que este tren en marcha funcione más y mejor». «Desde el cuerpo técnico, presión ninguna. Con el mejor Pierriá seremos mejores pero lo mismo con el mejor Markus, Arturs...».

Porque Peñarroya no hace distinciones ni descarta que por momentos pueda alinear juntos a Darius Thompson, Markus Howard (el entrenamiento de esta mañana marcará si puede ir convocado a Villeurbanne) y su flamante timonel. «Y que no jueguen los tres también». La plantilla ha agradecido la jornada de descanso del pasado lunes después de «un tute importante», pero el preparador azulgrana ha catalogado la semana de «atípica». «Introducimos un jugador nuevo que no conoce nada y tenemos que ir equilibrando poco a poco para que se vaya haciendo a los compañeros y a los sistemas».

Como suele ser habitual, de su adversario de mañana, el Asvel, no ha querido hacer un gran análisis. «Jugando tantos partidos no podemos estar pendientes del rival. Así no encontraríamos una línea a seguir». Aunque sí ha querido dejar un par de detalles. «Cambian como local. Es un equipo enérgico con muy buenos atletas e incisivos en su juego como De Colo, un histórico, o Fall (el ex del Baskonia), que está dándole mucho en ambos lados y condiciona mucho cuando está sobre la cancha».

Consciente y feliz del buen inicio del equipo, el entrenador del Baskonia quiere evitar por todos los medios echar las campanas al vuelo a finales de octubre. «Si vamos de subidón, mañana el Asvel nos va a poner en nuestro sitio». El catalán es consciente que, pese al gran refuerzo de Henry, su plantilla sigue siendo inferior a muchas de la Euroliga. «Jugamos dos competiciones durísimas que si no vas bien preparado, un equipo como el nuestro no tiene nada que hacer. Otros igual pueden, pero nosotros si no vamos con todos los sentidos puestos no lo vamos a sacar adelante».

Aunque repara en algo que no todos los vestuarios tienen. «La química es un valor que tenemos que alimentar para que nos ayude a superar cuando tengamos un mal momento durante la temporada, que lo vamos a tener, o también durante los partidos». A vista de todos, el buen ambiente es una ventaja en cualquier ámbito profesional. «Si con la gente que trabajas te llevas bien, todo es más fácil. Sobre todo cuando ganas y las cosas van bien. Veremos cuando llegue en un momento de sufrimiento pero es palpable que tenemos un equipo de gente joven, sana, con ambición y que transmite».