«Tenía muchas ganas de conocer a Shengelia»